in

Su empresa tiene enormes pérdidas, pero él compra un apartamento de $36,5 millones

Nueva York tiene un nuevo vecino millonario

565 Broome SoHo

Su compañía perdió 2.200 millones de dólares en el segundo trimestre de 2019 y sus acciones están es sus precios mínimos desde que salieron a la bolsa en mayo. Sin embargo, Travis Kalanick, uno de los fundadores de Uber, compró en agosto un apartamento en Nueva York por 36,5 millones de dólares.

La adquisición la hizo pública el New York Times y detalla que se trata de un penhouse de 625,60 metros cuadrados, con cuatro baños, terraza y piscina, ubicado en un edificio recién construido del 565 Broome Street. La torre es una creación del arquitecto italiano ganador del Premio Pritzker, Renzo Piano.

apartamento
El penhouse incluye una piscina privada. Foto: www.cityreality.com

Kalanick famoso por ser un astuto negociador, pero que se vio obligado a renunciar como Director Ejecutivo (CEO) de Uber en 2017, ocupa el lugar 298 en el ranking de los más ricos del mundo elaborado por la revista Forbes. Es dueño de 4% de las acciones de Uber, la empresa que lo convirtió en millonario.

El apartamento de Kalanick tiene una terraza privada con una piscina y vistas panorámicas de Manhattan, SoHo y el río Hudson. El rango de precio de los otros departamentos del edificio está entre 970.000 y 16 millones de dólares.

apartamento
Así es uno de los cuatro baños de la nueva propiedad de Kalanick

Uber enfrenta problemas para ser una compañía rentable a pesar de reportar incrementos en el uso de sus diferentes servicios que van desde el traslado de pasajeros hasta la entrega de comida. Ha sido objeto de regulaciones y fuertes protestas en varias ciudades del mundo, incluso en algunas ha sido prohibido ante el reclamo de taxistas que aseguran ser víctimas de una competencia desleal.

La salida a bolsa de la empresa era una de las más esperadas del año 2019, pero su rendimiento le ha restado brillo y atractivo para los inversionistas.

vaso café de la cafetería the espresso lab

El café más caro del mundo se vende a 250 dólares la taza

supermercado

¿Estás comiendo comida real?